MARÍA ISABEL SERRANO MAILLO: "NO PUEDE SER QUE LOS MEJORES CIENTÍFICOS QUE HAY EN NUEVA YORK SEAN ESPAÑOLES Y QUE NO ESTÉN AQUÍ"

by Amina Ould y Juanjo Arenas

Madrid, 11 de febrero de 2022

La Asamblea General de las Naciones Unidas decidió proclamar el 11 de febrero en 2016 como el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia. La UNESCO, en sus estadísticas oficiales recoge que las mujeres suelen recibir becas de investigación más modestas que sus colegas masculinos y, aunque representan el 33,3% de todos los investigadores, sólo el 12% de los miembros de las academias científicas nacionales son mujeres. 

SABELA

María Isabel Serrano Maillo, profesora de la UCM. (Fotografía: Juanjo Arenas)

Hoy hemos querido conocer la opinión de una investigadora de la Complutense, profesora titular de Derecho Constitucional en la Facultad de Ciencias de la Información,  María Isabel Serrano Maillo. Revisa su experiencia como Investigadora y pone de manifiesto que se ha avanzado en la presencia de la mujer en la investigación pero que queda mucho camino qué recorrer, y mucha inversión qué realizar, en este campo.

-¿A qué tiene que hacer frente una mujer involucrada en la ciencia?

- Yo soy de Ciencias Sociales que cuenta con carreras en las que hay muchas más mujeres que si hablamos del campo científico en general. Creo que los mayores problemas que tenemos las mujeres en general cuando nos dedicamos a puestos de investigación son los problemas de conciliación en nuestra área. En otras áreas hay mayoría de hombres y seguramente los problemas son de otro tipo. Mi marido es ingeniero y yo veo que las mujeres ingenieras que trabajan con él tienen unos hándicaps como tener que enfrentarse al “tú eres mujer y debes demostrar el doble que los hombres que tienes capacidad y que sabes hacerlo”. En las ciencias sociales, el mayo hándicap que tenemos es el tema de la conciliación. Al final nosotras tenemos que enfrentarnos a una carrera académica, Y en los currículums se exigen estancias de investigación. Yo tengo dos hijos y quién se ocupa de los niños soy sobre todo yo. No podría irme tres meses a vivir a Alemania porque tengo a los niños en el colegio. Veo que ahí las mujeres, que tenemos más vinculación al ámbito familiar, esto constituye un hándicap muy importante.

-¿Qué cree que puede llegar a suceder en un futuro no muy lejano, en este campo? ¿Vamos a ir avanzando?

-Yo espero que vayamos avanzando ya que cada vez somos más mujeres y al final luchamos por ello y acabaremos consiguiendo que se corrija. También creo que socialmente hay una conciencia hacia temas de igualdad e influye en la mejora y en el avance. Nosotras no tenemos nada más que demostrar. Las mujeres hemos demostrado sobradamente que somos igual de capaces o más en algunos campos y que tenemos las aptitudes necesarias de hacer varias cosas a la vez. Somos capaces de investigar, dar clases y ocuparnos de otras cosas. Socialmente hemos avanzado mucho en este tema.

-¿Después de la pandemia es necesario invertir más en ciencia? y en desconocimiento que hay sobre ella?

-Yo pese a ser de sociales, pienso que debe invertirse mucho más en la ciencia y todo lo que tiene que ver con salud, enfermedades, vida… hay que invertir mucho más dinero. No puede ser que los mejores científicos que hay en Nueva York, que salen en la tele o que están descubriendo vacunas sean españoles y que no estén aquí. Eso es porque no invertimos lo suficiente en ciencia. Al final no puedes enseñar si no has investigado antes, ni la sociedad puede avanzar si no se ha investigado antes y para eso hacen falta muchos recursos.

- ¿En qué ve que ha cambiado el mundo de la investigación respecto a cuando entró a la UCM a la actualidad¿ ¿El papel de la mujer ha evolucionado o sigue estancado?

Yo creo que ha avanzado. En el 2001 leí la tesis y empecé a dar clase en el 2005, han pasado 16 años. Cuando empecé aquí, casi todos los cargos los ocupaban hombres, todos los directores de departamento eran hombres, y ahora no. El decano es un hombre, pero la secretaria es una mujer, hay un montón de vicedecanas son mujeres, yo soy directora de departamento y soy mujer. Es decir, cuando yo entré aquí, a pesar de que había muchas mujeres que eran profesoras, los cargos siempre los ocupaban hombres. Ahora hay un gran avance y yo creo que se ha avanzado muchísimo. También es verdad que las propias normas obligan a contar con mujeres en muchos aspectos que antes no se contaban. Es obligatorio que estemos en los tribunales. Incluso a la hora de poder elegir a representantes, como somos los directores, las mujeres estamos igual que los hombres. Que a lo mejor sigue habiendo más hombres, puede ser, pero desde mi punto de vista no tenemos ese freno que había antes.

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
terminos y condiciones.

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios