ESPAÑA CON 884 PUNTOS DE INCIDENCIA QUEDA FUERA DE LOS DESTINOS QUE MARCA EUROPA

by Carlos Ibarra G

Madrid, 26 de enero de 2021

La expansión de las nuevas cepas de coronavirus obliga a la Comisión Europea a tomar medidas de seguridad inmediatas. Bruselas propone restringir al máximo los viajes a las zonas con una incidencia superior a los 500 casos, como en el caso de España, que a fecha de hoy registra 884,70 puntos por cada 100.000 habitantes. El Gobierno de coalición sigue depositando la confianza en los ejecutivos de las comunidades autónomas durante esta tercera ola, al ceder competencias, pero careciendo de medios para el cumplimiento de los cierres perimetrales, como las fuerzas de seguridad del estado. Sin embargo, países como Alemania o Italia han recuperado ciertas restricciones que ya en el primer confinamiento se aplicaron. Francia, Bélgica, Hungría, Rumanía, Turquía, Albania y Luxemburgo han adoptado por imponer un toque de queda nacional.

BARAJAS

Aeropuerto de Barajas. Foto: elDiario.es

El Consejo Europeo ha decidido este lunes endurecer sus medidas y recomendaciones a los países que lo conforman. El cierre de fronteras no se aplicará, pero sí han aconsejado evitar desplazamientos no esenciales e implantar la realización de PCR obligatorias antes de viajar. “Necesitamos más coordinación y un esfuerzo europeo conjunto para desalentar los viajes no esenciales. Los cierres de fronteras no ayudarán, las medidas comunes sí”, ha afirmado Didier Reynders, comisario de Justicia. Ursula Von der Leyen, presidenta del Consejo Europeo, ha apostado por mantener el comercio: “Debemos evitar los cierres de fronteras y mantener el flujo del mercado único. Las personas necesitan tener acceso a bienes esenciales como alimentos o medicinas ahora más que nunca”.

España alcanza 884,70 puntos de incidencia

La Comisión Europea ha propuesto restringir los viajes a países que superen los quinientos casos. España ha registrado hoy una incidencia de 884,70 casos por cada 100.000 habitantes, aumentando 56 puntos desde el viernes pasado. A su vez, se han notificado este fin de semana 93.822 contagios, de los que 7.698 se han producido en las últimas veinticuatro horas. Además, se han registrado 767 nuevos fallecidos, según los datos notificados hoy por el Ministerio de Sanidad.

Las comunidades autónomas endurecen las medidas de seguridad para intentar doblegar la tercera ola de la pandemia, ante lo que consideran falta de liderazgo por parte del Gobierno central. Este lunes han estrenado restricciones como el caso de Euskadi que ha decretado el cierre de todos los pueblos y solo reuniones de 4 personas. Estas medidas impiden desplazarse a un municipio no colindante. La Comunidad de Madrid ha decidido prohibir las reuniones de no convivientes en domicilios. Solo podrán abrir en horario nocturno los servicios esenciales. La Rioja cierra la actividad no esencial hasta el 23 de febrero y prohíbe las reuniones grupales. Por su parte, la Comunidad Valenciana limita a dos las reuniones en el espacio público y a los convivientes en espacios cerrados.

Mientras en España se deciden o no a tomar medidas más contundentes a nivel nacional, algunos países europeos toman medidas desde el epicentro político. El Gobierno noruego decretó el pasado sábado el cierre de la actividad económica y la vida pública en el área de Oslo. A su vez, los centros de educación superior implantarán la enseñanza a distancia. Países Bajos aplicará un toque de queda en su territorio a partir del próximo sábado. Además, mantendrán durante cuatro semanas más la prohibición de vuelos entre Reino Unido, Sudáfrica y todos los países de Sudamérica, con el país.

López Obrador, positivo por COVID-19

Numerosos políticos han mostrado su pasotismo frente al virus de esta pandemia. Pues bien, el último en dar positivo ha sido Andrés Manuel López Obrador, el presidente de México, quién cuestionó en su día que la mascarilla carecía de utilidad. El mandatario mexicano no es el único que ha expresado su malestar, otros políticos así también lo hicieron. Uno de los primeros fue Boris Johnson, actual primer ministro británico que, tras estar varios días en cuidados intensivos, admitió que el coronavirus era peligroso, tanto que tomó medidas contundentes. Jair Bolsonaro, presidente de Brasil; Donald Trump, expresidente de los Estados Unidos y Emmanuel Macron, presidente de la República Francesa, son algunos de los mandatarios que han sufrido de COVID-19.

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
terminos y condiciones.

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios